Mostrando entradas con la etiqueta Entrevista.. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Entrevista.. Mostrar todas las entradas

domingo, 15 de agosto de 2010

ENTREVISTAS IMPOSIBLES, HOY: CRISTOBAL COLON Y BEATRIZ DE BOBADILLA,

Para ser un buen periodista hay que estar informado, y yo lo estoy. Hoy llega a Chinchón un navegante genovés llamado Cristóbal Colón. Como no sabía la hora exacta de su llegada, le esperé en el camino que llega desde el poniente. Allí sentado bajo un olivo, esperé pacientemente. Le ví llegar a lo lejos.
Cuando Cristóbal el "Navegante" coronó el pequeño altozano, ante sus ojos se le apareció un paisaje deslumbrante. El crepúsculo de aquella soleada tarde de finales de octubre teñía de rojos la silueta de la impresionante mole del castillo que se recortaba en un cielo azul limpísimo.
Era el castillo de traza gótica, de planta cuadrangular, con torreones circulares en las esquinas. Por la parte norte, el este y el oeste le cercaba una muralla almenada que estaba flanqueada por fuertes torreones. También las almenas coronaban todo el castillo y los torreones de la plaza de armas. La torre del homenaje se erguía, majestuosa, en el ángulo noroeste.
No era normal contemplar un castillo recién construido y en todo su esplendor, cuando la política de los Católicos Monarcas era obstaculizar la construcción de fortificaciones que podían servir de valuarte a los señores feudales que quisieran oponérseles. Sin duda que los Marqueses de Moya, Señores de Chinchón, debían ser unos súbditos cuya fidelidad estaba fuera de toda duda.
Cristóbal viajaba solo. El borriquillo que portaba su reducido equipaje sólo le servía de cabalgadura a ratos. En su largo peregrinar a lo largo de los reinos de Portugal, Castilla y Aragón había ido conociendo a gentes que siempre terminaban por mirarle con desconfianza cuando narraba sus aventuras y aseguraba que había encontrado la ruta para llegar a las Indias sin tener que bordear todo el continente africano.
Con su mano derecha palpó a través de su jubón la carta que el Conde de Benavente le había dado para la Marquesa de Moya, Doña Beatriz de Bobadilla. Le había asegurado el Conde que sólo la Señora de Chinchón podría abrirle las puertas para llegar hasta Isabel, la Reina Católica, y a su esposo Don Fernando.
Debía de ser cierto porque era de dominio público un dicho según el cual: "En Castilla, después de Isabel, la Bobadilla". Había oído que era una mujer recia, de carácter templado y de fuertes convicciones. Conocía a la Reina Isabel desde su infancia y con ella vivió hasta que se casó con Don Andrés de Cabrera en el año 1467.
Salí a su encuentro, le saludé y le acompañé hasta su destino. Habíamos llegado a la puerta del Castillo. Encima de la puerta, el heráldico escudo de armas de los Cabrera-Bobadilla: Sobre Cruz de Santiago y surmontado por corona de marqués y águila isabelina, en él aparecían, además de la cabra y de las águilas y castillos de sus linajes, el castillo y el león que eran el símbolo de las Armas Reales que sólo aparecían también en el escudo de los Reyes Católicos. No sabía Cristóbal Colón, mientras esperábamos la venia para entrar en el castillo, que estos símbolos estarían, años después, también en su escudo en reconocimiento de sus servicios a la Corona de España.
Me contó que acostumbraba a escribir todo en su diario, y esa misma noche escribiría:
"En el Castillo de los Marqueses de Moya y Señores de Chinchón, a veintiséis del mes de Octubre del año del Señor de mil cuatrocientos y noventa y uno.
He sido recibido hoy por los señores de este precioso castillo, desde el que se domina una villa construida en la falda de tres montañas que circundan una plaza desde la que se podía divisar en el alto de una de las montañas el palacio de los Condes, también de reciente construcción, que dominaba el valle, enfrente justo del castillo.
El Marqués debe tener alrededor de los sesenta años y en su noble rostro se pueden adivinar los muchos años dedicados a las guerras, siempre por lealtad a los reyes a los que había servido.
Doña Beatriz, que debe ser algo más joven, tiene el porte distinguido y los ademanes enérgicos de las personas acostumbradas a mandar.
Ante la carta de presentación de su amigo el conde de Benavente me ha invitado a entrar a su castillo y me han obsequiado con una cena en la que se sirvió un exquisito cordero lechal asado al estilo de Segovia y al que se añadía una salsa de aceite y ajo que resultaba sumamente estimulante. Los anfitriones me informaron de la sorpresa que supuso para ellos el comprobar la excelente calidad del aceite de los olivos que poblaban todos los alrededores del castillo y que estas tierras eran las más adecuadas para el cultivo de los ajos que eran uno de los principales productos de la comarca.
Han escuchado con sumo interés los relatos de mis aventuras marineras. Les he tenido que contar cómo me inicié en las artes de navegar en mi Génova natal y todo mi periplo por tierras de Portugal y de los reinos de Aragón, de Castilla y de León.
Como se hacía tarde, hemos quedado que mañana les mostraré mis cartas marinas, mis cálculos y mis previsiones para llegar hasta las Indias."
A la mañana siguiente, muy temprano me acerqué al castillo para enseñarle el pueblo. La plaza interior del castillo era como un hormiguero. Las mujeres se afanan en transportar las viandas y el agua hasta las cocinas. Los hombres cuidan de los animales y se ejercitan en la vecina plaza de armas. Todavía los albañiles efectuaban las últimas obras de acondicionamiento interior del castillo.
Habían pasado once años desde que los Reyes Católicos concedieron a Don Andrés de Cabrera y su esposa Doña Beatriz de Bobadilla el Señorío de Chinchón. Desde entonces se había producido un cambio cualitativo en la vida de la apacible villa. Empezaron a llegar los canteros, albañiles, carpinteros, herreros y demás obreros de la construcción que en pocos años levantaron la impresionante construcción del palacio, a la que se trasladaron los Marqueses de Moya, cuyo título les había sido concedido también por Isabel y Fernando el día 12 de enero de 1475 un mes y un día después de haber sido proclamados Reyes de Castilla, después de la muerte de Enrique IV en el alcázar de Madrid. Cinco años después, en 1480 es cuando se crea el Señorío de Chinchón y se inicia la construcción del Castillo.
Salimos el “Navengante” y yo hacia el palacio de los Condes, donde nos recibiría la Señora de Chinchón. Había pernoctado en el castillo, en los aposentos reservados a los visitantes ilustres. El puente levadizo nos dio acceso a la Plaza de armas, desde donde se divisa una panorámica de todo el pueblo. Bajamos por un empinado camino hacia un valle en cuyo centro se agolpan las edificaciones formando una plaza en la que se estaban montando los puestos de un mercadillo. La tibia mañana otoñal invitaba a observar el ir y venir apresurado de aquellas gentes que portaban los productos recogidos el día anterior en las huertas; los panes humeantes cuyo olor se mezclaba con el estiércol de las cabras que esperaban a que las ordeñasen sus dueños. Un alfarero colocaba cuidadosamente sus vasijas, mientras en el puesto de al lado una mujer regañaba a un niño que había dejado caer, sin querer, un cesto de huevos.
Junto a las casas de adobe de los labriegos se iban levantando edificaciones de una mejor construcción de los servidores de alto rango de los Condes.
Los primeros rayos del sol se reflejaban en los mármoles de la fachada del palacio de los Condes, que coronaba el cerro que dominaba la plaza, y hacia allí dirigímos nuestros pasos.
El Navegantes, a sus cuarenta años, parecía nervioso. Esperamos ante la puerta del gabinete privado de Doña Beatriz. Su esposo había salido visitar el lugar de Bayona, la antigua Titulcia, y sería ella quien nos iba a recibir. Al fin y al cabo, era quien tenía que facilitarle el acceso a la Reina, para conseguir la financiación de su aventura.
- Señora, estas son las cartas marinas de las que les hablé anoche. Aquí están, en estos pergaminos, los cálculos exactos de las coordenadas a seguir y de los rumbos que tomar. Según estos cálculos estoy seguro que si partimos por occidente podremos llegar a las costas orientales de Asia, con el consiguiente ahorro que supone el no tener que bordear todas las costas africanas, según proponen los navegantes portugueses.
- Es muy interesante, sin duda, pero ¿qué beneficios se podrían obtener de una aventura como ésta?
- Fabulosos, tengo aquí - y sacó, de unas alforjas de cuero, un legajo - el relato de las aventuras que escribió Marco Polo, un viajero veneciano que en el año 1271 recorrió toda China y cuenta las maravillas que allí se pueden conseguir... metales preciosos... sedas.. Y sobre todo, las valiosas especias...
Yo procuré mantenerme un poco alejado, para no interferir en su conversación, pero sin perder una sola sílaba de lo que decían. Continuó Colón, con apasionamiento, contando a su anfitriona, las maravillas que se podrían conseguir en las lejanas tierras del oriente, aumentando, si era posible, las increíbles historias narradas por el aventurero de Venecia hacía más de doscientos años.
- Si eres tan buen navegante como narrador, y pones en ello la misma pasión que en contarlo, no dudo que conseguirás lo que te propones. Como sabes, los Reyes se encuentran a las puertas de Granada. Según las últimas noticias el cerco a la Ciudad se va cerrando y es posible que el Rey Boabdil, al que llaman "El chico" se rinda sin mucho tardar...
Por cierto, ¡qué bella es Granada!, ¿la conoces, Cristóbal?
- Sí, Señora, una puesta de sol en la Alhambra sólo es comparable con el atardecer que ayer contemplé llegando a Chinchón...
- Eres muy hábil, Navegante, ¡sabes muy bien cómo adular!
- En este caso no hay ninguna voluntad de adular. Cuando ayer contemplaba la silueta del Castillo sobre esa alfombra del verde de los olivos, teñidos en tonos rojizos por los últimos rayos del sol y recortándose en ese peculiar cielo azul intenso en el que no se podía encontrar ni una sola nube, sentí el presagio de que este encuentro era el que iba a abrir definitivamente la puerta de mi gran aventura y sin saber porqué vino a mi mente la imagen de la Alhambra.
- Posiblemente, pueda simbolizar que esta puerta que hoy se empieza a abrir para ti, deje totalmente el paso despejado cuando nuestros Monarcas lleguen a la Alhambra... Conociendo como conozco a la Reina - continuó doña Beatriz - sé que es capaz de vender hasta sus joyas personales para sufragar los gastos de vuestro viaje, si eso fuese necesario.
La conversación se prolongó durante toda la mañana. Ella le contó cómo la última vez que había visto a los Reyes fue cuando acompañó al Cardenal de España y a otras personalidades de la intimidad de los Monarcas al Campamento que tenían en la localidad granadina de Baza.
Colón se mostró muy impresionado cuando la Señora le narró, sin darle demasiada importancia, la terrible aventura que había vivido hacía cuatro años en el asedio de Málaga, cuando en una de sus visitas a los reyes, un malvado espía llamado Abrahen Algerbí, le hirió a ella con una daga al confundir su aposento con el del Rey Fernando.
Ya por la tarde, había regresado don Andrés de su visita a los sitios de Bayona y Villaconejos, la tertulia se prolongó hasta muy entrada la noche.
Cristóbal Colón, les aseguraba que con tres carabelas y sus correspondientes dotaciones se podría hacer la travesía. Les contó que ya tenía vistas varias embarcaciones en el Puerto de Palos de la Frontera, en la provincia de Huelva, que estaban patroneadas por unos hermanos apellidados Pinzón, y cuyas tripulaciones tenían las experiencia necesaria para ayudarle en su arriesgada empresa. Creía recordar que dos de esas embarcaciones se llaman "La Pinta" y "La Niña". A su nao capitana, no tenía duda, la llamaría "Santa María".
El Marqués, le contó con toda clase de detalles cuando allá por el año 1473, ayudado por su esposa y su amigo el Conde de Benavente consiguieron introducir, en ausencia del Rey, a Isabel en el alcázar de Segovia, y después como le persuadieron a Enrique IV para que recibiera a Fernando, el Infante de Aragón , casado con su hermana el año 1469, y para que accediese a sentarse los tres a la mesa, con lo que de alguna forma estaba "designando" su sucesión. Así cuando muere el Rey, unos meses después, Isabel es proclamada Reina en el alcázar de Segovia, bajo la protección de su Alcaide, don Andrés de Cabrera.
El futuro descubridor de las Indias Occidentales, iba comprendiendo cómo eran lógicas todas las prebendas que los Reyes Católicos habían concedido a estos súbditos que nunca habían dudado en arriesgar sus vidas y patrimonios en favor de sus señores. Como cuando un año antes de casarse - esto lo contaba doña Beatriz - cuando aún vivía con Isabel, el Marqués de Villena propuso a su hermano Pedro Girón, Maestre de Calatrava como pretendiente a la mano de la Infanta lo que sumió a ésta en una gran turbación.
- Entonces yo, viéndola tan consternada y afligida, le dije: "Dios no lo permitirá, ni yo tampoco" y saqué un puñal que llevaba oculto en mi regazo, y dije estar dispuesta a hundirlo en el corazón del Maestre si fuese necesario.
Mientras todos reían la salida de doña Beatriz, sus ojos brillaban recordando aquellos tiempos de insidias y maquinaciones para la sucesión al trono de Castilla y que gracias a su intervención y a la de su esposo se fundamentaron las bases de lo que iba a ser el Reino de España.
- Mira, Colón, esta preciosa copa de oro es obsequio también de la Reina Católica. La recibimos el día de Santa Lucía, que es el aniversario de su proclamación como Reina de Castilla y de su entrada en el alcázar de Segovia como dueña. ¡Qué tiempos aquellos, ¿verdad Andrés?
Convencieron al Navegante para que retrasase un par de días la partida, de forma que pudiese hacer su camino hasta Granada acompañando a una mesnada que precisamente salía del castillo para colaborar en el asedio de la Ciudad.
Cristóbal me comentó que nunca podría olvidar aquellos días que vivió en Chinchón ni a sus anfitriones, sobre todo a doña Beatriz de Bobadilla que le facilitó una larga y apasionada epístola dirigida a su "amiga" y reina Isabel de Castilla y que fue la llave que abrió esa puerta que le dio acceso a realizar la mayor hazaña que vieron los siglos...
Aquella mañana, muy temprano, con las primeras luces del alba, la Señora de Chinchón, Marquesa de Moya y amiga de la Reina Católica, doña Beatriz de Bobadilla, asomada a la ventana de sus aposentos vio como se perdía en el horizonte un tropel de caballos que escoltaban a un navegante visionario que aseguraba que navegando hacia el occidente se podía llegar a las costas orientales de China...
Los primeros rayos del sol empezaban a iluminar los tejados de aquella villa que aún dormía a sus pies... y sin saber porqué, le pareció que estaba viendo amanecer en la Alhambra.
Yo, a la salida del pueblo, vi cómo el navegantges se volvía para decirme adios con la mano, mientras se perdía detrás de un altozano del camino.

viernes, 30 de julio de 2010

EL EREMITA ENTREVISTA A MANOLO CARRASCO, y III.


Quedamos para tomar un café (es un decir, porque Manolo nunca toma café) en su casa. Me invitó a tomar una copita de chinchón, porque yo tampoco suelo tomar café, y unos bollitos de aceite que había comprado en la “Dulcería de Chinchón”.
Antes de sentarnos en el porche del patio, me enseñó las vistas que tiene desde la terraza, donde se contempla toda la Plazuela de Palacio, con la iglesia, la torre y el teatro. También se ven los balcones altos de la plaza y los tejados que parecen colocados caprichosamente por un arquitecto que se había pasado de aguardiente.

En su biblioteca tiene muchos libros sobre Chinchón. Presume de las “Memorias” de Benito Hortelano, conseguido en una librería de libros antiguos de Sevilla, y de la primera edición de los libros de Paulino Alvarez-Laviada y Narciso del Nero. También tiene una copia del “Diario del Virreinato de Chinchón”, también conocido como “Diario de Lima”, del que es autor Juan Antonio Suardo, escrito cuando el Conde de Chinchón era Virrey del Perú.
Además puedes encontrar la mayoría de lo que hay publicado sobre Chinchón y todos sus libros, los publicados y los inéditos, de los que tiene una copia impresa en ordenador, pero perfectamente encuadernados.
-¿De qué libros te sientes más satisfecho?
- De los primeros; de investigación, “La Mojona” y de ficción, “Los velos de la memoria”
- Aunque te marchaste a vivir a Madrid, tú siempre has estado muy cerca de Chinchón, ¿que recuerdas de tu etapa de anterior en Chinchón?
-Antes de marcharme a vivir a Madrid por motivos profesionales, estuve muy involucrado en distintos movimientos culturales y sociales. En los políticos no, porque entonces apenas si se había iniciado ninguna actividad. Pero, por entonces, fui cofundador con José Luis Magallares y Antonio Macias de la Asociación de Padres de Alumnos del Colegio Hnos. Ortiz de Zárate. También estuve en la formación de la Asociación de Amigos de Chinchón, con Pili Montero y Jesús García, donde creamos la distinción del “Ajo de Oro”. Participé en la organización del “Club Santiago” y en las representaciones de la Pasión durante más de veinticinco años.

- ¿Y en cultura?
- Colaboré con la revista “Fuentearriba” en sus tres épocas, la primera con don Luis Lezama, la segunda que editamos desde el club Santiago y la tercera que se editó desde la “Agrupación de Amigos de Chinchón”. También, con Tito Lozano y Carlos Alonso, organizamos algunas exposiciones de pintura...
- ¡Y además trabajabas en Cajamadrid!
- Sí, y tenía un pluriempleo como administrador de la Comunidad de Regantes de Chinchón.
-¿Y qué decía tu mujer?
-Que fue una suerte que nos marchásemos a Madrid, porque aquí apenas si nos veíamos.
- ¿Otras actividades?
- Ya te conté el otro día que también jugaba al fútbol y hacía atletismo; pero eso cuando era más joven.
- ¿Eso es todo?
- Bueno, aunque de esto no debía presumir porque no tengo buen oído, también formé parte con mi mujer de la “Coral Concertino” en Madrid, en la que llegamos a participar casi de forma “profesional” en “Los veranos de la Villa”, en la representación del “Gran Teatro del Mundo” de Calderón de la Barca, en la Basílica de San Francisco el Grande, dirigida por José Tamayo.
- Con todo esto podrías escribir tus memorias.
- Tengo escrito “Historias de mi mundo” que es una especia de memorias hasta que cumplí los cincuenta años; pero mejor me voy a reservar todas estas vivencias para contárselas a mis nietos cuando sean algo más mayores... Aunque si no se “dejan”, tendré que terminar de escribir el resto de mis “batallitas”...
- Después de tu jubilación, vienes más por Chinchón, ¿sigues participando en actividades del pueblo?
- Sí, hace unos años creamos el Colectivo "Fuente Pata", una asociación en la que hemos publicado varios libros, como "Chinchón en mi recuerdo" que recoge las poesías de don José Manuel de Lapuerta; mi libro de La Mojona, y "La Cocina Tradicional en Chinchón" que escribimos Tanci de las Heras y yo. Después he participado en la creación del Colectivo "Cach" (Colectivo de Artistas de Chinchón) que hemos hecho varias exposiciones de pintura en los últimos años, como la dedicada a la Condesa de Chinchón. Para este año tenemos el proyecto de una exposición titulada "Rostros de Chinchón"... en fin, que no me aburro.
Seguimos hablando durante un largo rato. Repetimos con los bollitos de aceite y con otra copita de anís. Él regó el patio para refrescar; cuando nos dimos cuenta, ya era tarde y nos despedimos.
- Manolo, muchas gracias por tu acogida, y si quiere contar alguna cosa, ya sabes donde tienes un blog a tu disposición...
- Gracias a ti por darme esta oportunidad. Ya sabes que sigo a diario tu blog, que me parece muy interesante. Cuando quiera contar algo, tú serás el primero en saberlo y te prometo la exclusiva.

martes, 27 de julio de 2010

EL EREMITA ENTREVISTA A MANOLO CARRASCO. II.

Quedamos a las nueve de la noche en la plaza de armas del Castillo. Las previsiones meteorológicas anunciaban para el atardecer nubes de evolución y desde la atarazana se podía ver el lento descender del sol hasta llegar a los cerros de las Cabezas, sorteando cúmulos que poco a poco se iban tiñiendo de rojo anaranjado iluminados por sus últimos destellos.
Cuando ya solo quedaba la silueta de del Nuevo Chinchón recortado en el horizonte rojo del ocaso, le vi llegar, siempre a pie, por el Pozo de las Nieves.
Nos saludamos y nos sentamos en la citarilla, dando la espalda a un Chinchón que iba siendo escalado por las sombras rojizas del atardecer de este día de verano.
Recordamos cuando éramos pequeños y todos los alrededores del castillo se transformaban en eras, donde en este tiempo los hombres de Chinchón se ocupaban en la trilla de las mieses, y a estas horas iban recogiendo las parvas de trigo y cebada formando grandes montones cónicos en espera de separar el grano de la pajas, aprovechando los días ventosos para hacer el aventado.
- Hoy te veo muy contento, Manolo.
- Sí lo estoy. Me acaban de comunicar que me han concedido el primer premio en el Concurso de Investigación sobre Chinchón y su entorno de este año.
- Mi enhorabuena. ¿Qué trabajo has presentado?
- Lo he titulado “OCUPACION Y REPOBLACIÓN DEL TERRITORIO DE CHINCHÓN EN LA EDAD MEDIA”, y con este trabajo de investigación he pretendido divulgar el hallazgo de un documento del año 1302, en el que se hace referencia a los territorios de Chinchón y precisamente en un momento histórico muy importante.
- ¿Qué ocurría entonces por aquí?
- Concretamente en esos años se estaba llevando a cabo la ocupación y la repoblación de los territorios de lo que fue el antiguo condado de Chinchón y lo que es el actual término municipal, por los caballeros de la Ciudad de Segovia.
- Te has limitado a trascribir el documento?
- No, por supuesto. He visto la oportunidad para hacer un amplio recorrido por el largo periodo que abarca toda la Edad media, desde la caída del imperio romano hasta la segregación de las tierras de Chinchón de la Municipalidad de Segovia, en el año 1480, cuando los Reyes Católicos crean para los Marqueses de Moya, don Andrés de Cabrera y doña Beatriz de Bobadilla, el Señorío de Chinchón.
- Resumiendo, y aunque tiempo habrá de leer tu trabajo, ¿a qué conclusiones has llegado?
- Por los datos que tenemos hasta hoy, considero que el pueblo de Chinchón fue fundado a principios del siglo XIV y que, gracias al tesón y laboriosidad de sus pobladores y posiblemente a su privilegiada ubicación en una meseta con aires puros y abundancia de aguas, creció y se desarrolló con más celeridad que los pueblos cercanos, llegando a ser cabeza del sexmo de Valdemoro y del Señorío y Condado que llevaron su nombre.
- Pero no es la primera vez que te premian en este concurso.
- No; en el año 2005 conseguí el primer premio -ex aequo- con el trabajo “Piedras con Historia”, en el año 2006 y 2008 me dieron el segundo premio con los trabajo “Los Franceses en Chinchón” y “ De cómo don Luis Jerónimo Fernández de Cabrera y Bobadilla y Doña Francisca Enriqueza de Rivera (Condes de Chinchón y Virreyes del Perú) intervinieron en el descubrimiento de la Quina”. También me presenté en la edición de 2009 con un trabajo sobre “ Breve Historia de la Cofradía de Nuestra Señora del Rosario, de la Muy Noble y Muy Leal Ciudad de Chinchón” que no fue premiado.
- Por lo que veo, tu participación en el concurso es muy asidua.
- Sí. Considero que es una de las buenas iniciativas que se han hecho en Chinchón, que está aportando datos muy interesantes para el mejor conocimiento de la historia de nuestro pueblo, y es necesario que todos colaborásemos para que se mantenga.
- ¿Se van a publicar los trabajos de este año?
- Está pendiente de publicación los trabajos premiados en año pasado. Esperemos que este año se consigan las subvenciones necesarias para la publicación de los trabajos de estos dos últimos años.
Nos despedimos hasta otro día, para seguir hablando de nuestras cosas.
- Eremita, no te preocupes, si no se publica el trabajo, te lo mandaré para que lo pongas en tu blog.
- Adiós, Manolo.

viernes, 23 de julio de 2010

EL EREMITA ENTREVISTA A MANOLO CARRASCO. I.

Hay entrevistas que te cuestan mucho trabajo y que a la vez te gustan hacer. Este es el caso. Me cité con Manolo Carrasco, como no podía ser de otra manera, en los soportales de la plaza de Chinchón.


Es un martes de principios del mes de julio, el verano parece que ha llegado ya, y se agradece el frescor de la piedra cuando te sientas en los escalones de los soportales. El reloj de la torre acaba de dar, por segunda vez, las doce campanadas, con unos segundos de retraso, porque ya se sabe que el reloj de la torre atrasa en las horas completas y adelanta en “las medias”, porque en el primer caso la manecilla del minutero tiene que subir y en el segundo caso, va “cuesta abajo”.
En las mesas que los bares han colocado en los soportales, algunos “turistas” almuerzan su tostada con tomate y aceite y el cafetito con leche, aunque algunos ya se atreven con el aperitivo: una caña y alguna ración típica de la casa, que les ha recomendado el camarero.


Nosotros nos sentamos sobre la piedra, mirando a la plaza. También ha sonado la campaña avisando que es la hora del “ángelus”; unos coches que salían de la plaza han tenido que esperar a que entrase un camión de reparto de bebidas. Hoy es uno de esos días en los que la plaza está convertida en macro-aparcamiento con el consabido deterioro del firme y la contaminación paisajística, que afea nuestra plaza. Y ya que hablamos de contaminación paisajística, ¿Hasta cuando estará la grúa delante de la fachada de la Iglesia?
Nos saludamos. Somos viejos conocidos y siempre nos hemos apreciado mutuamente.Yo siempre viví en Chinchón y él tuvo que emigrar a Madrid por motivos laborales. Ahora, después de jubilado, podemos verle más a menudo por la plaza.
- ¿Cómo llevas lo de la jubilación?


- Como su nombre indica con júbilo. Ahora me puedo dedicar a lo que siempre me ha gustado; la pintura, la fotografía.. pero sobre todo, escribir.
- ¿En qué te sientes más cómodo cuando escribes?
- Yo siempre había escrito cuentos desde pequeño. Luego escribí artículos de opinión en algunas revistas, como Fuentearriba, y después me centré en estudios históricos; últimamente me he atrevido a escribir la novela “Los velos de la memoria” que tú has publicado en tu blog.
- ¿Por que te has centrado en Chinchón en tus trabajos históricos?
- Porque era lo que tenía más cerca, tanto física como sentimentalmente. Yo no soy profesional de la historia y sería un atrevimiento querer abarcar aspectos más amplios. A la hora de investigar hay que plantearse objetivos más concretos para poder profundizar en ellos.
-¿Hay mucha bibliografía sobre Chinchón?
- Bastante. Hay que resaltar los trabajos de don Paulino Álvarez-Laviada y don Narciso del Nero, que nos dejaron dos trabajos imprescindibles a la hora de abordar la historia de Chinchón. Ninguno de los dos era profesional de la historia y por tanto sus trabajos adolecen de “técnica”, pero lo suplen con su amor hacia Chinchón. Ambos libros son difícil de leer, pero contienen gran cantidad de información de los documentos que se guardan en el Archivo Histórico de Chinchón.
- ¿Aparte de éstos?
- Yo destacaría "Toros en Chnchón" y "Goya en Chinchón" de Carlos Alonso Herreros; el primero escrito con J.M.Sanchez Vigil , y el segundo con Raúl Alonso. Aparte de estos,  hay muchos que no aportan casi nada nuevo al conocimiento de la historia de nuestro pueblo, aunque tengan detalles interesantes. Lo que hay que lamentar es que en alguna publicaciones se aporten datos erróneos, que después se siguen “copiando” en nuevas publicaciones y en informaciones, incluso oficiales, que navegan por internet.
- ¿Como cuáles?
- Por ejemplo, el decir que Felipe V fue “proclamado” rey en la plaza de Chinchón, cosa imposible porque sólo las Cortes Generales pueden “proclamar” a un rey. Como mucho, fue “aclamado” como rey en la plaza de Chinchón...
El resto de publicaciones sobre Chinchón, las has recogido en tu blog... y algunas de ellas son muy interesantes...
Quiero destacar la gran labor que se está haciendo desde la biblioteca, manteniendo el Concurso de Investigación sobre Chinchón y su Entorno, de donde están saliendo informaciones y trabajos que están ampliando el conocimiento sobre la historia de nuestro pueblo.
- Manolo se embala cuando habla de la historia de Chinchón, pone tanto entusiasmo como si hablase de fúlbol. ¿Por cierto, tú también jugabas al fútbol?

- Sí, y no era demasiado malo. Entonces eran otros tiempos, pero formamos un equipo bastante conjuntado. Recuerdo la delantera: “Chuli” Carrasco, Antonio “El Hoski”, “Cheito”, yo, de interior izquierda, y Joaquín “El relojero”.
Lo dejamos por hoy, y Manolo se va a comprar el pan a la Panadería de Sole la de los Gallegos, es una de las obligaciones que tiene asumidas en su nueva vida de jubilado.

(El reportaje gráfico es de Juan Vázquez)

ESTAS SON LAS ÚLTIMAS ENTRADAS

ESTAS SON LAS ÚLTIMAS ENTRADAS
Si quieres seguir leyendo las de los días anteriores, pincha en "ENTRADAS ANTIGUAS" de más arriba... te pueden interesar. Hay mas de 2000, pero no es necesario que las leas todas hoy...

ENCUENTRA LOS TEMAS QUE MÁS TE INTERESAN

MIS EDICIONES MUSICALES

MIS EDICIONES MUSICALES
SENTIRES. Canta Mª Antonia Moya. Edición remasterizada. 2012. Incluye las canciones siguientes:

AVE MARIA

AVE MARIA
De Schubert. Canta María Antonia Moya, acompañada por el Maestro Alcérreca. 2011. Para escucharlo, pinchar en la image.

LA TARARA

LA TARARA
Canta Maria Antonia Moya. Si quieres escuchar la canción, pincha en la imagen

LOS PELEGRINITOS

LOS PELEGRINITOS
La canción de Lorca, cantada por María Antonia Moya, con imágenes de Lucena (Córdoba) Para escuchar la canción pincha en la imagen.

EN EL CAFÉ DE CHINITAS

EN EL CAFÉ DE CHINITAS
La copla de Lorca, cantada por María Antonia Moya, acompañada a la guitarra por Fernando Miguelañez. 1986. Para escuchar la canción, pinchar en la imagen

VERDE, QUE TE QUIERO VERDE

VERDE, QUE TE QUIERO VERDE
Maria Antonia Moya canta el Romance Sonámbulo de Federico García Lorca. Puedes escucharlo pinchando la imagen.

LOS CUATRO MULEROS.

LOS CUATRO MULEROS.
Canta: María Antonia Moya. 1986.Para escucharlo,pinchar en la imagen.

PERFIDIA

PERFIDIA
Canta Maria Antonia Moya, acompañada a la guitarra por Fernando Miguelañez. Año 1986. Para escuchar la canción, pincha en la imagen.

PASODOBLE DE CHINCHÓN

PASODOBLE DE CHINCHÓN
Letra: L.Lezama - Música: Palazón. Canta: María Antonia Moya. 1987Puedes escucharlo pinchando en la imagen

MIS LIBROS DE FICCIÓN. EL AMARGO SABOR DE LAS ROSAS.

MIS LIBROS DE FICCIÓN. EL AMARGO SABOR DE LAS ROSAS.
"El amargo sabor de las rosas" Novela. Marzo de 2017

LA BODA

LA BODA
"La boda" 1996 -2001. Inédito.Para leer el cuento, pincha en la imagen

CHINCHÓN MÁGICO

CHINCHÓN MÁGICO
"Chinchón Mágico" 2002. Inédito. Para leer el libro, pincha en la imagen.

ANDANZAS Y SENTIRES

ANDANZAS Y SENTIRES
"Andanzas y sentires" 2003. Inédito. Para leer el libro, pinchar en la imagen,

ANTOLOGIA: CUENTOS Y RELATOS

ANTOLOGIA: CUENTOS Y RELATOS
"MIS QUERIDOS FANTASMAS" Recopilación de mis 100 cuentos y relatos que he seleccionado para vosotros.Próximamente en este mismo blog.

CUENTOS DE OTOÑO

CUENTOS DE OTOÑO
Cuentos de Otoño. 2006. Si quieres leer los cuentos, pulsa en la imagen.

CUENTOS DE CAFÉ CON LECHE

CUENTOS DE CAFÉ CON LECHE
Cuentos de café con leche. Pinchar en la imagen para leer los cuentos.

CUENTOS AMORALES

CUENTOS AMORALES
"Cuentos amorales" 2005. Inédito. Para leer los cuentos, pincha en la imagen

LOS CUENTOS DEL ABUELO

LOS CUENTOS DEL ABUELO
Próximamente en este blog.

TRABAJOS FORZADOS

TRABAJOS FORZADOS
Recopilación de 44 relatos escritos para el taller literario.2007-2012. Para leer los relatos pinchar en la portada.

EL CIELO DE LAS AMAPOLAS

EL CIELO DE LAS AMAPOLAS
EL CIELO DE LAS AMAPOLAS Y OTROS CUENTOS PEQUEÑITOS.2015. Recopilación. Para leerlo pinchar en la portada del libro.

LOS VELOS DE LA MEMORIA I. HISTORIA DEL SOLAR

LOS VELOS DE LA MEMORIA I. HISTORIA DEL SOLAR
"Los velos de la memoria". Historia del Solar. Edición restringida de 95 ejemplares. Se presentó el 10.1. 2010.

LOS VELOS DE LA MEMORIA II. EL AMO.

LOS VELOS DE LA MEMORIA II. EL AMO.
Los Velos de la Memoria II. El Amo. Edición digital. 2012.

LOS VELOS DE LA MEMORIA III LA HEREDERA

LOS VELOS DE LA MEMORIA III LA HEREDERA
LOS VELOS DE LA MEMORIA III. La Heredera..AÑO 2014.

DÉJAME QUE TE CUENTE....

DÉJAME QUE TE CUENTE....
"Déjame que te cuente"... 2013. Recopilación. Para leerlo, pinchar en la portada del libro.

HISTORIAS DE INTRIGA PARA DORMIR LA SIESTA

HISTORIAS DE INTRIGA PARA DORMIR LA SIESTA
2013.Recopilación de relatos. Para leerlos, pincha en la portada

PAISAJES CON FIGURA

PAISAJES CON FIGURA
2013. Recopilación. Para leer los relatos, pinchar en la portada

MIS LIBROS DE ENSAYO. LA OPINIÓN DEL EREMITA

MIS LIBROS DE ENSAYO. LA OPINIÓN DEL EREMITA
LA OPINIÓN DEL EREMITA. Recopilación. 2008-2013. Para leer los trabajos, pinchar en la portada.

LA OPINIÓN DEL EREMITA 2º TOMO

LA OPINIÓN DEL EREMITA 2º TOMO
Segunda entrega. Próximamente en este blog.

MIS OBRAS DE TEATRO.

MIS OBRAS DE TEATRO.
Un ramito de Violetas. Para leerlo, pulsar en la portada.

MIS LIBROS DE POESÍAS.

MIS LIBROS DE POESÍAS.
"SINSENTIDO" Para leer las poesías, pinchar en la portada.

MIS LIBROS DE VIAJES

MIS LIBROS DE VIAJES
Los viajes del Eremita.Volumen I. 2016.

LOS VIAJES DEL EREMITA VOLUMEN II

LOS VIAJES DEL EREMITA VOLUMEN II
VOLUMEN II. LOS VIAJES DEL EREMITA.

LOS VIAJES DEL EREMITA. VOLUMEN III

LOS VIAJES DEL EREMITA. VOLUMEN III
Los viajes del Eremita. 2016.

LOS VIAJES DEL EREMITA. VOLUMEN IV

LOS VIAJES DEL EREMITA. VOLUMEN IV
Los viajes del eremita.Volumen IV. 2016.

EL CATÁLOGO DE MI PINTURA.

EL CATÁLOGO DE MI PINTURA.
POLITÉCNICA. CATÁLOGO DE ARTE. Pintura, dibujo, diseño.Para ver el catálogo, pinchar la portada

FOTOGRAFÍA: ESPAÑA,UN MOSAICO DE IMÁGENES.

FOTOGRAFÍA: ESPAÑA,UN MOSAICO DE IMÁGENES.
ESPAÑA: UN MOSAICO DE IMÁGENES. Fotografías. Para verlo, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: CHINCHÓN EN DUOTONO.

FOTOGRAFÍA: CHINCHÓN EN DUOTONO.
CHINCHÓN EN DUOTONO. Fotografía.Para ver la exposición, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA. DETALLES

FOTOGRAFÍA. DETALLES
MAS DETALLES. Fotografías. Para ver la exposición pincha en la portada.

FOTOGRAFÍA: ACORTANDO DISTNACIA

FOTOGRAFÍA: ACORTANDO DISTNACIA
ACORTANDO DISTANCIAS. Fotografías. Para ver la exposición, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: FRUTAS Y VERDURAS

FOTOGRAFÍA: FRUTAS Y VERDURAS
FRUTAS Y VERDURAS. Fotografías. Para ver la exposición, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: PAISAJES EN MI RECUERDO

FOTOGRAFÍA: PAISAJES EN MI RECUERDO
PAISAJES EN MI RECUERDO. Fotografías. Para ver la exposición, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: FOTOGRAFÍAS OCULTAS

FOTOGRAFÍA: FOTOGRAFÍAS OCULTAS
FOTOGRAFÍAS OCULTAS. Fotografía. Para ver la exposición, pinchar en la portada

FOTOGRAFÍA: DENIA EN FALLAS

FOTOGRAFÍA: DENIA EN FALLAS
DENIA EN FALLAS. Fotografías. Para ver la exposición, pinchar en la portada

FOTOGRAFÍA: CHINCHÓN EN FIESTAS

FOTOGRAFÍA: CHINCHÓN EN FIESTAS
CHINCHÓN EN FIESTAS. Reportaje fotográfico. Para verlo, pinchar en la portada

FOTOGRAFÍA: TURISMO

FOTOGRAFÍA: TURISMO
TURISMO. IMÁGENES DE MIS VIAJES. Fotografías. Para verlas, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: MIS FOTOS.

FOTOGRAFÍA: MIS FOTOS.
MIS FOTOS. Folografías: para verlas, pinchar en la portada

FOTOGRAFÍA: COMIDAS

FOTOGRAFÍA: COMIDAS
COMIDAS. Fotografías. Para verlas, pinchar en la portada

FOTOGRAFÍA: UN VIAJE A CÓRDOBA Y GRANADA

FOTOGRAFÍA: UN VIAJE A CÓRDOBA Y GRANADA
VIAJE A CÓRDOBA Y GRANADA.FOTOGRAFÍAS. Para ver el reportaje, pinchar en la portada.

FOTOGRAFÍA: FLORES Y PLANTAS

FOTOGRAFÍA: FLORES Y PLANTAS
Flores y Plantas. FOTOGRAFÍAS. Para ver esta exposición, pinchar en la portada.

LAS RECOMENDACIONES DEL EREMITA: CHINCHÓN MONUMENTAL.

LAS RECOMENDACIONES DEL EREMITA: CHINCHÓN MONUMENTAL.
CHINCHÓN MONUMENTAL. Una visita virtual por las calles, plaza y campos de Chinchón. Para verlo, pinchar en la foto.

Museo Etnológico LA POSADA DEL ARCO

Museo Etnológico LA POSADA DEL ARCO
Una visita al Museo LA POSADA DEL ARCO.Para ver la visita virtual, pinchar en la fotografía.

EL MUSEO ULPIANO CHECA

EL MUSEO ULPIANO CHECA
Una visita al Museo ULPIANO CHECA en Colmenar de Oreja.Para ver la visita virtual, pincha en la imagen:

IMÁGENES RELIGIOSAS DE CHINCHÓN

IMÁGENES RELIGIOSAS DE CHINCHÓN
Una visita a las IMÁGENES RELIGIOSAS de CHINCHÓN.Para ver las imágenes, pincha en la Galería.

CARTELES DE TURISMO EN EL MUNDO

CARTELES DE TURISMO EN EL MUNDO
Un recorrido por distintos países y ciudades, visitando sus carteles de turismo. Para verlos, pinchar en la imagen.

ALELUYAS CHINCHONETAS

ALELUYAS CHINCHONETAS
ALELUYAS CHINCHONETAS. Para poder ver todas las aleluyas chinchonetas, pinchar en el dibujo.

Archivo del blog

Etiquetas